Seguro que has leído el título de mi post, y para variar habrás pensado, Esther y sus estrambóticas ideas, y la siguiente pregunta habrá sido ¿cómo se pone a dormir una casa?

Antes de decirte, a qué le llamo poner a dormir mi casa, decirte, que es lo mejor que puedes hacer por ti cada noche.

Me voy a explicar….

Para mí, poner a dormir mi hogar es conseguir irme a la cama sabiendo que no habrá sorpresas desagradables esperándome cuando me despierte, te voy a contar algunas a ver si te suenan:

Cocina llena de platos por lavar y con cientos de cosas en su superficie, el baño sin toallas listas para la ducha matinal, salón desordenado, pilas se ropa para lavar desordenadas, zapatos por el suelo por cualquier parte, sin idea de que vas a preparar de comida o cena para al día siguiente, la lista podría ser infinita.

De hecho deberíamos crear rutinas nocturnas para que nuestro hogar esté listo para que sea un apoyo cuando nos levantemos, lo que nos permitirá comenzar el día más tranquilos, porque no tendremos que apresurarnos tratando de ordenar las cosas que debimos hacer ayer.

Piensa que es una manera de empezar el día por el camino correcto, y te aseguro que te hace más feliz irte a dormir sabiendo que no hay sorpresas. También te permitirá salir de casa sabiendo que las cosas se verán bien cuando regreses. Para mí la felicidad completa ;-).

Todo lo que se necesitas es acostar tu hogar todas las noches y comenzar a crear rutinas y hábitos para conseguirlo.

De hecho tenemos infinidad de rutinas, y muchas veces nos olvidamos de las nocturnas, estamos agotados, sin pilas, con ganas de nada, y el simple hecho de pensar en algo ya nos agota, pero debo deciros que crear rutinas nocturnas, es hablar de dedicar máximo 30 minutos a pequeñas tareas, que pueden hacer que nuestra casa duerma como toca y nosotros también, y os aseguro que el despertar es otro despertar.

Os voy a explicar cuáles son las mías:

👌 Verifico el plan de comidas para el día siguiente: saco del congelador lo que pueda necesitar, verifico que tengo todos los ingredientes para mi menú o si me falta algo, lo anoto para comprarlo al día siguiente (2 minutos).

👌 Con la colaboración familiar cargo el lavavajillas y lo dejo programado para que se encienda de madrugada (3 minutos).

👌 Limpio todas las superficies de mi cocina y guardo todo lo que en ella hay (5 minutos). Para cumplirlo es necesario tener una cocina organizada donde todo tenga su sitio, aclaro un término, ese sitio no debería ser justamente la superficie de la cocina ;-).

👌 Saco la ropa seca tendida por la mañana, y la guardo doblada en el lugar donde tengo destinado para el «pendiente» de plancha (6 minutos).

👌 Dejo cargada la siguiente lavadora, y la programo para que cuando me levante ya esté lista (2 minutos).

👌 Verifico que las toallas estén listas para la mañana (2 minutos).

👌 Hago un paseo por toda mi casa enderezando cojines sofá, recogiendo algunos objetos fuera de su lugar, y doy las instrucciones a mis hijos, para que su habitación quede recogida antes de irse a dormir. (10 minutos).

30 minutos, pero son la mejor inversión en tiempo del día, para mí es básico y necesario irme a la cama sintiéndome relajada y tranquila porque sé que mi casa está lista para empezar un nuevo día organizada.

Crea tus rutinas nocturnas, y descansarás mejor!!